Síguenos, Marijose

Televisión

Laura Fa tiene para todos: Paz Padilla, María Patiño, Lydia Lozano…

Laura Fa Recetas Cocina Coches

Laura Fa, uno de los rostros más populares de Sálvame, protagoniza la última entrega de La fábrica de Rufiánel programa de entrevistas que Gabriel Rufián conduce en YouTube, y por el que han pasado personalidades que van desde la youtuber Esty Quesada hasta el periodista Arcadi Espada.

En su conversación con la comunicadora, el político de ERC insistió en preguntarle por su trabajo en el espacio de Mediaset y la relación que mantiene con sus compañeros, especialmente con los que ha vivido enfrentamientos.

Ante sus dudas, la periodista aclaró que las broncas son un buen recurso para mantener a la audiencia, por lo que ella las vive como parte de su trabajo. Eso sí cuando acaba el programa, intenta mantener una relación cordial con el resto de colaboradores, aunque no siempre es posible. Tanto es así que, tras vivir una fuerte discursión con Kiko Matamoros, este pidió no coincidir con ella en el plató.

“Hemos estado meses sin hablarnos, pero me agobiaba un poco más en la época más chunga cuando no quería coincidir conmigo en plató. El rato que él hacia ‘El defensor del espectador’ me hacían salir del plató, pero creo que los directores juegan un poco con nuestra psicología. Me tenían allí, pero me hacían salir, como para ir acostumbrándolo a verme allí”, explicó Fa.

Asimismo, la también historiadora afirmó que, “en el fondo”, se lleva “bien” con Matamoros: “No nos soportamos de ideas, porque no pensamos igual en nada. Nos decimos las cosas que creemos y por eso chocamos, pero en circunstancias normales nos llevaríamos bien. Si hablamos de política, de feminismo, de fútbol, chocamos, entonces es imposible”.

“Kiko Matamoros y yo hemos estado meses sin hablarnos”

El político también le preguntó por el resto de compañeros. “Jorge Javier es un genio; María Patiño, una persona peculiar; Paz Padilla, desubicada; Chelo García Cortés está en edad de jubilarse, es una persona superada, pero no lo digo por mal. Era un ídolo de masas, pero ya está en edad de jubilarse, aunque si situación no se lo permite; A Belén Esteban le falta formación, informarse un poco de los conceptos más básicos”, respondió Fa.

Eso sí, sobre otros nombres de la cadena prefirió no opinar. “De Ana Rosa Quintana no puedo decir lo que pienso. ¡No puedo decir lo que pienso de ella!”, reconoció. Por otro lado, de Susanna Griso dijo que no le gustan “muchas de las cosas que hace”, las cuales le “sorprenden”; y de Bertín Osborne valoró que es “de los peores machirulos” que ha “visto” y ha “escuchado nunca”.

“De Ana Rosa Quintana no puedo decir lo que pienso”

Más allá de estas cuestiones, Rufián y su entrevistada también hablaron de política, ya que la periodista apuesta por la independencia de Cataluña. De hecho, confesó que pensaba que “iba a ser vetada de Telecinco” por ello, aunque finalmente sus compañeros la recibieron entre risas, pasando por alto el tema.

Fa también opinó que Vox tendría que “ilegalizarse”, y que es normal que ciertos temas se politicen en televisión. Concretamente se refería al caso de Rocío Carrasco:

“Es normal que se haya politizado el asunto, era un testimonio muy importante sobre violencia de género en ‘prime time’. ¡La gente decía incluso que fue ideada por el Ministerio de Igualdad para sacar adelante una ley! Pero es que la verdad, si no entra Irene Montero en algo como esto, tú me dirás”.

Síguenos