Connect with us

Amenzing

Soy Una Pringada a Pablo Alborán: «¡Anda a la mierda!»

Soyunapringada Pablo Alborán

Esty Quesada, más conocida como Soy Una Pringada, ha estallado hoy en su cuenta oficial de Instagram y ha dedicado unos cuantos ‘stories’ a Pablo Alborán y su salida del armario.

La guionista y directora le ha dicho: «Ocultaste ser gay para hacerte famosa y entrar en el ‘mainstream’, fingiste ser hetero escribiendo canciones sobre chicas y ahora estás a días de sacar nueva música y en el mes del orgullo sueltas que eres gay para rascar más público».

Hagamos un breve ‘Fact Check’ para analizar lo que dice Esty.

– «Ocultaste ser gay»  ✅

En efecto, Pablo Alborán ocultó ser gay durante años. ¿Los motivos? Solo él los conoce. ¿Las teorías? Que no lo contó para poder consolidar su carrera. ¿Nuestra opinión? Que si lo ocultó por miedo al rechazo, pues lo entendemos, pero si así fue, quizás lo mejor sería que lo explicará y se visualizara mejor lo que a veces pasa en la industria discográfica.

-«Fingiste ser hetero escribiendo canciones sobre chicas» ✅

Es cierto que Pablo Alborán, por lo que hemos comprobado en su discografía y sus letras, siempre se ha cuidado mucho de hablar en género neutro pero hay ejemplos en los que habla directamente de una hipotética relación amorosa entre un hombre y una mujer. ¿Que puede ser ficción? Sí. ¿Que lo utilizara para despistar? También.

Aquí un ejemplo, con la letra de ‘Ladrona de mi piel’:

«Ya no tienes nada que decir, se acabó lo nuestro
Me has dejado y todo terminó como querías tu
Pasamos buenos ratos tus manos con mis manos
Y ahora mis caricias no te dan calor
Ya no es suficiente, mi labios no te ofrecen lo que quieres
Ya no es suficiente, te has cansado y pretendes
Que te abrace como la primera vez
Fuiste tú, ladrona de mi piel
Has seguido mis andares me has robado el ayer
Fuiste tu quien destrozó mi ser, que me has hecho daño
Y no lo quieres, y no ves, no lo ves
Todo terminó como querías ya no importa si
Te tengo en mi cabeza cada día
No merece la pena, no quiero escucharte decir que todoEsto pueda acabar bien, porque
Ya no es suficiente, ya es tarde para dar explicaciones
Ya no es suficiente, el daño ya está hecho
Déjame que llore solo en mi silencio
Fuiste tú, la ladrona de mi piel
Has seguido mis andares me has robado el ayer
Fuiste tu quien destrozó mi ser, que me has hecho dañoY no lo quieres, y no ves, no lo ves
Ya no tienes corazón, no que me lo han dicho tus
Palabras
Dejaré que pase el tiempo podré olvidarte y
Mirarte sin querer gritar
Porque ya no es suficiente ya es tarde
Ladrona de mi piel«

-«Vuelve al armario» ❌

Podemos estar de acuerdo en alguna parte con lo que explica Esty, pero con esto no. Nadie debería de volver al armario si ha decidido salir.

-«Sueltas el discursito fake abanderado de «soy gay y no pasa nada» ☯️

Es cierto que el discurso de «Soy homosexual y no pasa nada» se nos queda un poco antiguo, sobre todo si va acompañado de un vídeo con un tono de drama que parece que vaya a anunciar la peor de las noticias. Por otro lado, entendemos que sea el discurso que él cree conveniente.

Sí que tiene razón Esty cuando dice que «si no pasase nada no hubieses ocultado tu sexualidad años y años».

¿Quién puede haber aconsejado a Pablo Alborán a hacer un vídeo de este tipo? ¿No hubiese sido mejor una «salida del armario» festiva y sin esta tesitura dramática? ¿Por qué en una entrevista de hace menos de un año todavía hablaba de una supesta novia? Atención al extracto de la entrevista:

«Una fiesta que no le gustó demasiado a la ex novia del artista, que se escapó de allí en cuanto pudo, impresionada por el ambiente del estadio.

“Fuimos a ver al Málaga, con un amigo y una ex. Al final la pobrecita mía terminó yéndose del estadio de La Rosaleda” “Acabó todo muy mal para nuestra relación. Desapareció”, han sido las palabras literales del artista.

“Al fútbol hay que ir con gente a la que le guste el fútbol”

Esta ha sido, finalmente, la reflexión del artista. Es mejor que, si vas a ver un partido de fútbol de esas características y con una afición tan entregada, lo hagas con alguien que vaya a disfrutarlo de la misma manera que tú.

La tarde terminó de la peor forma posible para Pablo. Además de que su novia le dejó, no pudo ver el partido del disgusto. “Nos fuimos de allí, fue todo un desastre”. Una tarde para olvidar, o, mejor dicho, para contar en una bonita balada. «

Connect